8 ago. 2010

Música chilena 2010: Sigues Dando Vueltas

La música chilena se reproduce pero no crece. Con bandas consolidadas que viven de su catalogo y nuevas promesas que después de un primer álbum se apunan el pop rock chileno se estancó. Sobran bandas para elegir pero muy pocas sorpresas para un país que, históricamente, ha sido incapaz de proyectar figuras a nivel internacional. 

Chile desde hace años tiene el mejor contingente de bandas de pop rock sudamericano, pero son proyectos que permanecen estancados en un mercado local que  por definición es pequeño, aislado, poco trascendente y que no favorece el desarrollo de su música. Es así como varios nombres que alguna vez se sugirieron como grandes figuras de exportación han terminado en el anonimato continental. No lo lograron los sellos multinacionales con su mejor presupuesto y hoy es menos probable que esto suceda cuando no existe una estructura ni la mentalidad para impulsar figuras hacia un sistema mayor que esporádicos conciertos en una bar del DF o Buenos Aires.

Es cierto que MTV ilusionó a muchos durante la década noventa con la idea de convertirlos en grupos de talla internacional; Lucybell, Los Tetas, Los Tres, Tiro de Gracia y Nicole estaban entre sus prioridades sin embargo la burocracia de los sellos hacía más difícil tomar acciones. Todo se perdió entre las expectativas y falta de experiencia de los artistas, managers y A&R discográficos que sólo sabían vender discos en Chile, pero eso en cualquier otro mercado no significa nada. 

En los últimos años Internet abrió nuevas opciones, muchos son los ejemplos de artistas que se han dado conocer y triunfado desde Youtube o Myspace, aunque curiosamente aún Chile no ha revelado ningún talento online. Y en ese caso, la distancia no es un argumento para tratar de justificar la poca trascendencia de nuestros grupos y solistas, no puede ser que en tiempos como los de hoy la geografía siga siendo una frontera para la exportación de música nacional. 

Hay quienes explican que la canción chilena es demasiado localista para otros mercados y que en general los músicos le temen al éxito. 

Se publican buenos discos, en algunos casos triunfan en la radio, venden 10 mil discos y llenan teatros   pero no puede ser que la sensación de triunfo o todo se haga pensando en el Festival de Viña, eso demuestra la falta de proyección y de ideas en la música local. Viña sigue siendo decisivo dicen, pero para qué, si salvo casos especiales de artistas que se radicaron en el exterior no es mucha la música que se relaciona con Chile en el exterior . 

Lo que sucede es que tenemos cantantes y grupos que se mueven 4 años con un mismo disco y dejan de sorprender. No hay éxitos consecutivos, sólo un peak que decae y no remonta, salvo muy pocos casos de nombres clásicos. Como ejemplos, La Ley o Myriam Hernández entre el '89 y '93 grababan discos cada un año-con gran presupuesto- y lograron marcar su carrera. Hoy, a pesar de que es mucho más sencillo grabar los grupos son bastante cómodos y alargan la promoción de sus discos más de lo debidamente aceptable.  

Algunas de las mejores bandas sudamericanas son chilenas (Chico Trujillo, Los EX, Los Monos) pero no  hay mercado local que apoye su desarrollo y proyección. Todos los artistas y grupos que han alcanzado éxito internacional ha sido por iniciativa propia después de haber triunfado en su país, que no es más que una simple referencia para una industria mayor como México que produce nuevos artistas y éxitos todos los meses.  Mientras en Chile seguimos dando vueltas a promesas inconclusas de nuestra música con bandas consolidadas que no producen nada nuevo y grupos nuevos que se pasan años sin grabar un segundo álbum. 

1 comentario:

  1. HOLAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA

    ResponderEliminar