18 may. 2010

La Ley; El Rock Chileno sigue igual.


Hace 5 años la banda más internacional del rock chileno anunció su disolución. Sus integrantes iniciaron proyectos en solitario y aún no se sabe si alguna vez se volverán a reencontrar en un escenario. La Ley ya no existe, pero junto con su partida el rock nacional perdió su mayor referente en términos de proyección y la prensa chilena dejo de creer en el futuro internacional de las bandas restantes. Junto con La Ley se perdió la esperanza de tener un grupo nacional con categoría continental y también la opción de escuchar en vivo a la banda chilena "menos chilena" de nuestra historia.

Nunca una banda chilena sonó en vivo como La Ley. El nivel del grupo chileno más exitoso de la década noventa (y más internacional desde Los Ángeles Negros en los años '70) marcó el resurgimiento del rock nacional tras el retorno a la democracia y la separación de Los Prisioneros. El primer grupo capitalino con pensamiento internacional. Desde un principio, haciendo las cosas bien, profesionales, estética y musicalmente cuidadosos, conquistaron el mercado chileno y fueron abriendo su ruta por el continente desde México hasta convertirse en uno de los mayores nombres del rock latinoamericano. Aunque contradictoriamente mientras La Ley se acercaba más el resto del mundo los chilenos comenzaron a tomar distancia, un pensamiento muy local, que mezcla egoísmo, patriotismo y envidia que en Chile denominamos "chaquetero". Algunos periodistas de la época cuestionaban los comunicados del sello Warner que hablaban del avance del grupo chileno en el mercado más influyente de la música latina; México, país donde el grupo se radicó en 1996 para crear una plataforma de trabajo continental.

"Un momento importante fue cuando decidimos dejar de trabajar con Carlos Fonseca y empezamos con Alejandro Sanfuentes. Antes de eso, Alejandro era empleado de Carlos para ocuparse de nuestro día a día. Nosotros estábamos listos y sedientos de salir a girar con 'Desiertos', pero veíamos que Carlos estaba demasiado ocupado con Los Prisioneros y su último disco 'Corazones'. Es así como un día Alejandro nos propuso que nos independizáramos. La consecuencia de esa decisión fue que Fusión (el sello de Fonseca) dejara de distribuir 'Desiertos' y nuestro primer disco se convirtiera en un fantasma. Lo bueno es que teníamos una copia del disco en DAT, así que mandamos a fabricar 2 mil singles en vinilo de la canción 'Desiertos' para batallar" cuenta Beto Cuevas a El Mercurio para hablar de sus inicios junto al grupo. Acompañado siempre por Estela Mora, asesora de imagen del grupo que años más tarde se convertiría en su esposa y asumiría el rol de manager de La Ley en su última etapa. "Tampoco es que mi mujer me explote, ella trabaja conmigo" diría el vocalista en una entrevista.

El periodismo musical de aquella época menospreció muchas veces el trabajo de La Ley (y de paso potenció a Los Tres), comentarios que más que en lo musical apuntaban a su estética, mucho más sofisticada y asumida que el resto de los grupos de la época. El vocalista Beto Cuevas (un chico guapo que hablaba y cantaba en 3 idiomas) se estaba convirtiendo en un ídolo juvenil en 1993 y a los chilenos no les gustan los ídolos así que la tarea de algunos fue precisamente cuestionarlo más de lo necesario. Aunque el público se mantuvo, fue fiel y mucho más cercano aún en la multitudinaria despedida al fundador Andrés Bobé (que murió en un trágico accidente en 1994). Y ese éxito ratificado en ventas de discos (más de 150 mil del álbum 'Doble Opuesto'), hits en radios, masivos conciertos (gratuitos por cierto, una estrategia que luego pasaría la cuenta cuando el grupo quiso vender tickets) y un estupendo disco como 'Invisible' (1995), probablemente el mejor de su discografía y uno de los discos más importantes de la música chilena de la década noventa. La salida de 'Invisible', el video del primer sencillo 'El Duelo', su éxito en MTV, las 25 mil copias (disco de platino) en su primer mes a la venta marcaban la nueva etapa de La Ley. Aunque el disco superó los 50 mil discos vendidos la mayor atracción de La ley estaba en México, donde sus canciones peleaban los mejores puestos junto a grupos como Caifanes y Fobia. Mientras en Chile 'Invisible' era nominado a Mejor Disco del Año junto a 'La Espada y La Pared' de Los Tres y 'Esperando Nada' de Nicole en APES (Asociación de Periodistas de Espectáculos) y TOP MUSIC (una premiación organizada por La Red y transmitida en vivo durante dos años). En todas las categorías ganaron Los Tres, a excepción del productor Humberto Gática, uno de los más influyentes colaboradores de La Ley, y productor también de Myriam Hernández.

Años más tarde, julio de 1999, diario El Mercurio publicó un artículo sobre el declive en la venta de CD´s en Chile y un recuadro con los discos de rock chileno más vendidos en los últimos cinco años: 'Invisible' superaba las 65 mil copias. ('Los Tres Unplugged' lideraban con 154 mil, Los Prisioneros con 'Por la Razón..' 100 mil y 'Esperando Nada' de Nicole 76 mil).

En Chile las radios programaron 'El Duelo' y 'Día Cero' aunque los siguientes sencillos, con el grupo radicado en México, fueron perdiendo presencia en Chile 'Hombre', 'Cielo Market' y ' 1800 Dual', tres de los mejores singles en la carrera del quinteto. La despedida de La Ley en febrero de 1996 fue ante más de 50 mil personas en el estacionamiento del Mall Plaza Vespucio (con Nicole de telonera) y sería su último concierto en años. Aunque regresaron en junio de 1996 para hacer un inédito concierto junto a Lucybell; la banda Lucyley para Radio Zero en la discoteque Oz, con covers de Elvis, The Smiths, Bowie y temas de ambas bandas.

Instalados en México La Ley se convertía en la banda nacional más presente en la influyente parrilla de MTV, superaban la categoría Oro por las ventas de 'Invisible' en México (más de 220 mil copias vendidas) y reforzaban su trabajo internacional. Pero en Chile se cuestionó su progreso y se dejaron de escuchar sus canciones en las radios, la sensación ambiente cambió respecto a La Ley, y mucho más con el siguiente lanzamiento 'Vértigo' (1998) y su single 'Fotofobia', que marcaba un brusco cambio en el sonido (más electrónico) y look (un concepto de fin de siglo) poco entendido, al menos en Chile con poco más de 15 mil copias mientras que en México fue un acierto con más de 180 mil copias. "Me empeciné en que 'Fotofobia' era la propuesta correcta y confiaron en mí. Y me equivoqué. Entramos con una canción que no es tan melódica, en la que de repente aparecimos tipo Marilyn Manson, con los ojos blancos y la cosa cyber. Fue bueno como inquietud artística, pero estratégicamente no fue muy inteligente" diría el cantante años más tarde a El Mercurio. Además el grupo asumió por primera vez la producción del álbum "No fue fácil salir autoproveerse de una absoluta libertad al momento de grabar, desechando fórmulas algo maniáticas de nuestro último productor Humberto Gática" contaba la banda a revista Rock&Pop (octubre 1997).

Ese álbum fue presentando íntimamente en Santiago en Teatro Teletón, antes de partir al LAMC en Nueva York. En medio de las polémicas que provocó la salida y despido de Rodrigo Aboitiz (1997) y Luciano Rojas (1998) ambos fundadores y una ex corista del grupo. La Ley continuaría como trío, con Beto Cuevas, Pedro Frugone y Mauricio Claveria. Además el manager Alejandro Sanfuentes, hombre clave en la carrera del grupo dejo de trabajar con la banda después de 7 años. También antiguos y fieles colaboradores de su staff Nolberto Berrios y Pedro Romero regresarían a Chile.

La distancia entre los chilenos y La Ley se convirtió en un tema para el grupo, mientras se hacían cada vez más populares en el extranjero en su país se les escuchaba con indiferencia. "Ese sentimiento le servía a la gente que publicaba esos artículos" dijo Beto Cuevas a Revista Rock&Pop (abril 1998). Una sensación que se mantuvo para la salida de 'Uno' (2000, álbum donde vuelve a la producción Humberto Gatica) e incluso hasta la misma noche que el grupo ganaba su primer Grammy como Mejor Álbum de Rock Latino. Premió que reactivo su presencia y reconocimiento en Chile (país ingrato).

"El contrato de Nicole con Maverick, tal como el reciente Grammy de La Ley, son avances inéditos en la historia de la música local, pero sobre todo logros personales de esos músicos. Después de La Ley o Nicole sube aún más la vara de lo que los medios consideran digno de ser difundido, porque logros como ésos proporcionan el argumento más fácil y barato para un criterio ignorante, propio de quien se guía más por premios y contratos que por lo que verdaderamente importa: la música" escribió el periodista especializado en música popular David Ponce (21 abril 2001). Ese mismo año La Ley obtuvo el galardón a Mejor Grupo de Rock Latino en los Premios Gardel, la más importante ceremonia musical que se realiza en Argentina, país donde La Ley logró romper el hielo de la indiferencia que suele congelar el avance de la música chilena en el país vecino.

Meses más tarde La Ley, coincidiendo con la separación de Los Tres, vuelve a las radios chilenas y vende más de 25 mil copias de 'Uno'. Éxito que se capitaliza para la salida de su disco 'Unplugged MTV' (2001, con la producción de H.Gatica), álbum que vendió más de 500 mil copias internacionalmente (60 mil en Chile en pleno auge de la piratería en las calles) de donde se extrae la canción 'Mentira' y una nueva versión para 'El Duelo' que se convirtieron en éxito en el continente. La Ley vuelve a hacer masivos conciertos gratuitos en el verano del 2002 con un estelar cierre en Plaza de Armas de Santiago ante 20 mil personas. Aunque su promocionado concierto 2003 en el Estadio Nacional (capacidad 50 mil personas) sólo estaba a la mitad de su capacidad. "Beto Cuevas confirmó que es lo más cercano que tenemos a Bono en pose y actitud, mientras que el pequeño batallón de cuatro músicos que acompaña al trío se toma con estudiada actitud rockera toda la escena" escribió el crítico especializado Marcelo Contreras.

Luego ocurriría lo natural, varios éxitos, un disco irregular 'Libertad' del 2003 (producido por Humberto Gatica y ganador de un Grammy Latino como Mejor Álbum Rock) y el ultimatum con discos de grandes éxitos 'Historias e Histeria' (2004) para anunciar un tour de despedida, los integrantes del grupo emprenderían proyectos por separado. Y la gira ('Hasta Pronto' 2005) llenó salas y estadios en México, Colombia, Argentina, Perú, Ecuador, Venezuela y una floja despedida en Santiago (Espacio Riesco) ante 4 mil personas.

"Creo que La Ley constribuyó en Chile a abrir las puertas también a muchos otros grupos, a muchos otros artistas, y a que el mercado creyera y apoyara lo que es el rock chileno. Creo que no se ha hecho justicia a eso. A nosotros nos comenzaron en un momento a dar duro y jamás nos dieron ese crédito. Cuando estemos más viejos, a lo mejor cuando ya no existamos, se verá en lo que es la historia del rock en español si en realidad existíamos o fuimos una estrella fugaz" dijo Cuevas a Revista Rock&Pop en 1998. En el 2005 una encuesta realizada por revista Rolling Stone a 50 músicos chilenos para elegir los "50 Mejores Discos de la música chilena" seleccionó a 'Doble Opuesto' (21) y 'Invisible' (49) por debajo de discos claves pero también varios trabajos desconocidos en la historia de la música popular.

Para muchos el legado de La Ley en la música chilena tiene más que ver con el modo de trabajo, proyección y logros, como ejemplo y referencia para cualquier banda que quiera hacer carrera en el exterior (Kudai imitó cada uno de sus pasos). Sin embargo, la sobreinformación de premios y categorías le ha quitado peso a las canciones (varias, absolutos éxitos del pop rock local y latinoamericano) y la virtud musical que la banda aplicó en sus años de trabajo. Canciones de carácter pop, sofisticado y romántico, transitando por el electro pop y la canción acústica, de tan tamaña producción que nunca se escuchó como una banda chilena, aunque su pasaporte insista en lo contrario.


"Nunca nos casamos con una fórmula. Y por eso hicimos discos como 'Invisible', que fue exitoso, y después pasamos a 'Vértigo', que era oscuro. Y después hicimos un 'Unplugged', y si tú agarras estos tres discos como hitos no pareciera que fuera el mismo grupo. A no ser por la voz, que es el elemento en común que tienen" diría Beto Cuevas convertido en solista desde el 2006.

También se anunció el trabajo de dos libros biográficos del grupo, uno del periodista (y ex panelista de SQP) Freddy Stock, quien ya publicó un texto con la historia de Los Prisioneros y Los Jaivas respectivamente, pero que Beto Cuevas no apoyaría en su labor. Según adelantó Stock hay temas como la relación de liderazgo entre Bobe y Cuevas, las razones del distanciamiento de Sanfuentes, las crisis de drogas y alcohol de Aboitiz y Rojas y detalles no contados de la rutina del grupo en México. Estela Mora por su parte trabajaría con el periodista de espectáculos de LaTercera Cristián Farias. A la fecha no se sabe qué sucede con ambos proyectos.

"No queremos dejar la sensación de que La Ley se va y el espacio va a quedar (vacante). El espacio que nos hicimos es propio, y no está ahí para ser ocupado. Vamos a seguir haciendo discos, y cuando la gente menos se lo imagine vamos a salir con algo nuevo" decía Cuevas a El Mercurio (18 febrero 2005)."Grupos como U2, Rush o los Rolling Stones se pasan varios años sin hacer nada, pero no anuncian su receso. Nosotros sí lo anunciamos para que no se haga extraño para la gente que está acostumbrada a vernos cada año desde hace 16 años en conciertos o sacando discos", explicó el batería de La Ley. Y sobre la negativa del bajista al posible reencuentro de la banda “Si Pedro dice que no volverá… que no vuelva. Nosotros somos un grupo acostumbrados a los cambios, a las metamorfosis. Falleció su fundador y seguimos adelante. En la medida que estemos Mauricio y yo, siempre habrá posibilidades de mostrar nuevas caras y seguir adelante” dijo el vocalista a LaNación.

Desde la disolución de La Ley los ex integrantes han continuado en la música. Luciano Rojas y Rodrigo Aboitiz formaron en 1999 el grupo Saiko con el que publicaron 2 discos, luego Aboitiz dejo la banda y Rojas continúa con el proyecto con otros sonidos y una nueva vocalista (un total de 4 álbums). Aboitiz por su parte se dedico a la producción (Ruch) y tiene un proyecto electro pop The Plugin. Pedro Frugone lanzó el disco solista 'Yo Objeto' (2007) con Nicole, Javiera Parra, Muza y Thais (Saiko), Jorge González y Álvaro Henríquez como invitados. Mauricio Claveria formó en el 2007 Los Concorde en México junto a miembros de La Lupita y Fobia, con activa presencia en vivo en México. Mientras que Beto Cuevas ha incursionado en el cine, la pintura, el dibujo, las columnas de opinión y un primer disco solista 'Miedo Escénico' (2009) con bastante presencia internacional.

"Cuevas exhibe su escuela, en un disco trabajado con estándares de estrella pop. Cada efecto, recurso o maña está en el lugar adecuado en la búsqueda de la reacción precisa: Son canciones hechas para ser cantadas en grandes escenarios, ser desfiladas en pasarelas, saltadas en estadios" escribió Sebastián Cerda de EMOL sobre 'Miedo Escénico'. Mientras que revista Rolling Stone (Nov.2008) dijo "Lo que queda claro en Miedo Escénico es cuánto tenía La Ley de Beto Cuevas y cuánto conserva Beto de La Ley". Y aunque como solista Cuevas ha mantenido su estatus de figura continental en premiaciones, fiestas y eventos de la música latina, la placa no superó las expectativas generadas en torno al disco, donde la figura de Cuevas sigue siendo más importante que sus canciones.

Con mucha menos atención el disco debut de Pedro Frugone fue bastante mejor apreciado por la periodista especializada en música Marisol García; "Yo objeto se le revelaría como un disco hecho con experiencia acumulada. Los signos son menos evidentes en la composición que en el elaborado trabajo de arreglos. El grueso de estas canciones se acomoda entre auténticos muros de sonido eléctrico, frente a los cuales la progresión melódica suena siempre brillante, y es capaz de compensar la debilidad melódica de algunos estribillos. Es entonces cuando Frugone define mejor un sello en el que no tiene competencia local: el de un rockero adulto que no desdeña el pop, más interesado en sus emociones que en su entorno, y generoso para rodearse de cuantos colaboradores confíen en su perspectiva. "Cerré los ojos" es el destilado más fino de una de las buenas recetas musicales del año. Entre mujeres carismáticas, el gran carismático que es Pedro Frugone suena cómodo y seguro, mas no un divo atrapafocos. Su escuela ha sido el trabajo de equipo, y es así, con los oídos pendientes de varias perspectivas, que es mejor enfrentar este ensamblaje de talentos con título abierto a sugerentes interpretaciones" (Diario LaNación).

Este 2010 con Criminal, Pánico, Gondwana y Los Bunkers convertidos en los mejores exponentes chilenos del rock nacional, en sus respectivos nichos, la ausencia de La Ley dejo a nuestro país sin muchas opciones de Grammy´s y esas tantas buenas noticias que le gusta al periodismo, y que son necesarias para validar la historia de un grupo en nuestro país. La separación de La Ley dejo cojo al rock chileno y se siente también en el resto del continente donde aún no ha vuelto a sonar una banda de su categoría. Una banda que en Chile lo hizo todo y se ganó el desprecio, que se ganó premios que parecían imposibles para un artista nacional y que los chilenos sintieron como propios, La Ley se quedo con un pedazo importante en la historia de la música popular chilena, como la más exitosa de las últimas décadas a nivel internacional y una banda magnífica de pop con reglas propias en el escenario latinoamericano.

1 comentario:

  1. Como complemento debo decir que Chile necesita y hace falta un grupo que domine la escena rockera en america y el mundo y que algun dia no muy lejano eso sucederá.

    Ahora, siento que los chilenos quieren que todos suenen con "sabor a cueca" o tocando "onda mapuche" o con "guitarra de palo" para valorar a una banda...tal como se le reprocho a La Ley q no se conformo con quedarse en chile y tratar de darle el gusto a nuestros compatriotas cantando sobre el poncho o el copihue; ellos aspiraban a mas y lo lograron y se les deberia agradecer por el peso internacional que le dieron a nuestro pais no solo en paises limitrofes que es a lo suelen aspirar todas las demas bandas (lo digo por la musica y letras q muestran)

    ResponderEliminar